Noticias de Cantabria

Últimos artículos...

UN SAINETE DE ALTO NIVEL  Por Juan Goti Ordeñana  Catedrático jubilado de la Universidad de Valladolid

UN SAINETE DE ALTO NIVEL Por Juan Goti Ordeñana Catedrático jubilado de la Universidad de Valladolid

Si no se trata de un sainete, no hay forma de entender la convulsión política que estamos sufriendo desde hace un mes. Los separatistas catalanes se quejan de que han sido espiados con el método Pegasus, y el Gobierno, por no ser menos, responde que también ellos han sido espiados. ¿Puede hacer el Gobierno un mayor ridículo, que confesar el descuido de su propia protección?
DE LA SEPARACIÓN DE LA IGLESIA Y EL ESTADO  Por Juan Goti Ordeñana  Catedrático jubilado de la Universidad de Valladolid

DE LA SEPARACIÓN DE LA IGLESIA Y EL ESTADO Por Juan Goti Ordeñana Catedrático jubilado de la Universidad de Valladolid

Por ello en los países protestantes todos los reyes son jefes de las Iglesias nacionales, a pesar de que la doctrina de la separación de la Iglesia del Estado es clara en la enseñanza de Jesús, cuando ante la pregunta de los fariseos, si hay que pagar tributo al Cesar contestó: «Dad al Cesar lo que es del Cesar y a Dios lo que es Dios» (Mat. 22, 21).
¿QUE ESTADO QUEREMOS?  Por Juan Goti Ordeñana  Catedrático jubilado de la Universidad de Valladolid

¿QUE ESTADO QUEREMOS? Por Juan Goti Ordeñana Catedrático jubilado de la Universidad de Valladolid

Vinieron, luego, las teorías políticas y filosóficas que tratan de apoderarse de la idea de Estado, y abren el camino hacia la dictadura. Por ejemplo: Thomas Hobbes, a la vista de la república absolutista de Cromwell de 1649 en Inglaterra, lanzó su teoría política con la idea de Leviatán, nombre tomado del monstruo marino referido en la Biblia, y que le sirve para simbolizar el Estado.
Educación para el adoctrinamiento con sus valores cívicos y éticos  Por Juan Goti Ordeñana Catedrático Jubilado de la Universidad de Valladolid

Educación para el adoctrinamiento con sus valores cívicos y éticos  Por Juan Goti Ordeñana Catedrático Jubilado de la Universidad de Valladolid

Llegó la hora de la última fase del programa sanchista: la puesta en práctica de la Ley Celaá. Es la hora del desarrollo de esa porquería de ley. Según se va revelando, se prevén los peores augurios. En primer lugar, usurpa la función de educar que corresponde a los padres, no al Estado, para entrar en la mente de los niños e imbuirles, desde el punto de vista feminista, la ideología de género, y hacerlos agentes del «cambio ecosocial»
Trilogía de Leyes para una Tragedia Social  Por Juan Goti Ordeñana  Catedrático emérito de la Universidad de Valladolid

Trilogía de Leyes para una Tragedia Social Por Juan Goti Ordeñana Catedrático emérito de la Universidad de Valladolid

Recordando cómo se ensamblaban por trilogías las tragedias en el teatro griego, vemos que nuestro Gobierno socialista-comunista monta, también, la desastrosa marcha de la sociedad con trilogías de leyes, esto es, tres leyes que buscan la destrucción de la persona. Con lo que anuncian la tragedia que están tramando: con la Ley de educación (LOMLOE), que más bien es educación en la ignorancia con un barniz de su ideología
La idea de persona que ha creado la sociedad occidental. Por Juan Goti Ordeñana  Catedrático emérito de   la Universidad de Valladolid

La idea de persona que ha creado la sociedad occidental. Por Juan Goti Ordeñana Catedrático emérito de  la Universidad de Valladolid

En los momentos actuales, en los que estamos envueltos en grave crisis política, vemos cómo los progresistas, como gustan llamarse, al faltarles una idea de la persona, elemento esencial de la sociedad, se dedican a ideologías y a dominar los medios de publicidad y, en consecuencia, aceptan pensamientos ilógicos y extraños, mientras se entregan a plutócratas que buscan un mundo adecuado a sus intereses.
¿A dónde van con la educación? Por Juan Goti Ordeñana

¿A dónde van con la educación? Por Juan Goti Ordeñana

Según la historia de la enseñanza y la exigencia de la sociedad, la nueva ley de la LOMLOE, es todo lo contrario a educar en democracia. Y si a esto unimos el historial de la ministra Celaá, la incoherencia marca niveles de falta de sentido común y compresión de la realidad